martes, 10 de marzo de 2009

No sé...


¿Será que me desperté de repente?

¿Será que duré mucho en buscar el desayuno?

¿O lo mal que me sentí al manejar?

No lo sé...

Me vine a la casa, almorcé unos spaguettis gracias a que no había gas para cocinar algo más...

Me serví hielo en el vaso con jugo de manzana...

Deseché la idea de comer frente al monitor por lo que me fuí a mi sofá favorito, al negro...

Comí... ví noticias... ví una novela... me harté y apagué el tele...

Me quedé viendo al techo escuchando el bullicio de la calle, la gente...

¡Me cansé!

Tengo calor, siento una especie de... ¡no sé!

Puse música... me senté frente al monitor y escribo...

3 comentarios:

*°·.¸¸.° Heidy °·.¸¸.°* dijo...

A ver... a ver... cuanto duraste para ir a buscar el desayuno???

Tenés q tener horarios fijos de comidas. Recuerda que tu organismo ha tenido percances y te pasa la factura de todo lo que haces que el interprete como exceso o falta de alimento.

Has seguido todas las indicaciones que te dio el médico??

Ya sé que te debo tener cansada con mis regaños, pero es que me preocupa que no estes llevando la dieta que te medicaron y que por ello te descompenses luego.

Cuidate Palitas, cuidate. Nadie mas lo puede hacer por vos...

Abracitos con regaño jejeje

Palas dijo...

jajaj Hey Marisopita, no es descompensada creo que el descompensamiento es anínico, que es peor...

Besos y abrazos jejeje a usted van sin regaños porque aún no la puedo regañar por nada!!! jajajaj

GRACIAS! TQM!

Jorge B dijo...

Wenas Wenas, nada mejor q desquitarse escribiendo, buen post!! SLD