sábado, 26 de marzo de 2011

Orgullosamente costarricense


un día como hoy mi sangre hierve... lágrimas bajan por mis mejillas...

es genial dejar un día la violencia, corrupción y todo lo malo a un lado para disfrutar del Estadio Nacional, de las actividades que se llevan acabo, de disfrutar en familia y amigos este día...

¡Orgullosamente costarricense!

¡Gracias China!

3 comentarios:

Jeanne dijo...

Que rico se siente cuando en un día tan lindo se olvida lo malo y se llena el pecho para sentirse orgullosa de sus raíces... bravo Palas!!! pero me dejas con la curiosidad que paso en el Estadio Nacional jajajajja

Beshos

Be dijo...

Esos parentésis q provocan unión y felicidad, q hace q el pulso se nos altere al cantar el himno nacional son necesarios para cualquiera.

Preciosa celebración, los ticos lo merecemos!

andrés dijo...

Viendo el recuento de los daños al estadio creo que no todos compartieron tu filosofia :/