martes, 7 de enero de 2020

Tercera edad ¿Qué putas?

¿Cómo hacer cuando lleguemos a la tercera edad y pasemos a ser indiferentes hasta para nuestras mismas instituciones? Bueno, para la mayoría de personas que trabajan en esas instituciones.

Cotizamos, trabajamos y luego cuando nos falte el habla, cuando no podamos ni pelear por nuestros derechos de atención en un tiempo prudencial o incluso ni poder alzar la voz si nos toman mal una muestra y nos lastiman...

No sé...

No sé qué le hicieron hoy a Abuelita en el Hospital de Heredia y me da cólera no haber podido estar ahí con ella...  Saber que no va a decir nada, porque no puede... Saber si le dolió... O... ¡¿Que putas!?

Detesto esos seres que trabajan en hospitales y no tienen empatía con las personas, en especial los adultos mayores que no tienen la capacidad de expresarse solitos.


No hay comentarios.: